lunes, 14 de enero de 2019

Run & Go. Capítulo 2. Extraño suceso.


Al acercarse más hacia el eco que les ha marcado los sensores, en la cara oculta del gigante de gas, se percatan que es una exploradora, clase Scout, en órbita errática, que en unas 36 – 48 horas, entrará en la atmosfera del gigante de gas.

Tras informas de su presencia a la estación orbital del cuerpo de exploración, deciden ir a investigar y, de paso sacar la caja negra y el ordenador central, ya que muy posiblemente los exploradores no lleguen a tiempo, y podrían dar un buen precio por su rescate.

Al acercarse, a parte de que los sensores no detectan ningún signo de vida, se percatan que en el lateral de la nave tuene un boquete de unos cuatro metros de diámetro.

Se acoplan a la nave y la doctora y el exmarine, deciden entrar para comprobar, una si hay que ayudar a alguien, y el otro por si se debe tomar una decisión más “defensiva”, e investigar que ha pasado.  

Tras conectar ambas naves, los dos valientes salvan el pequeño espacio entre ellas y empiezan a explorar la nave.
Lo principal es la ausencia total de gravedad y de oxigeno. Muy posiblemente no queden supervivientes.

En la cabina de la nave encuentran a uno de los tripulantes, con un disparo en la cabeza.
Mal se empieza.
El Coronel no duda en desenfundar el revolver de baja velocidad, por lo que pudiese pasar.

Tal como van avanzando por la nave, se encuentran dos camarotes desechos, uno limpio y arreglado y en el cuarto, una chica semidesnuda congelada, flotando dentro. Y ya van dos cadáveres.

La compuerta del hangar esta atrancada,, no se puede acceder, por lo que bajan a la bodega de carga.
Allí encuentran una caja que parece se madera o algo similar, aunque de momento no saben si es orgánica, con unas inscripciones no reconocibles por ellos, de unos 50 x 50 x 50cm., con la tapa abierta.

Cerca de este recipiente, encuentran una serie de contenedores con muestras.
No es habitual que los exploradores tomen muestras, pero de vez en cuando lo realizan.
Las muestras son de algunos de los asteroides menores de Gandr, en el subsector Lunion. El Comandante y la doctora, deducen que posiblemente la caja misteriosa labrada, pudiese venir de allí.

Al salir de la bodega de carga, la doctora se percata que el impacto está justo entre las dos cubiertas. Con ayuda del comandante, rescatan una pequeña muestra de la piedra que ha impactado en la nave, un meteorito.

Poco después acceden por la apertura al hangar.
Allí observan que el impacto del empotrado la voladora contra la puerta, pero entre la puerta y la voladora, hay el tercer tripulante, con traje espacial, pero sin casco.

En la voladora hay un petate, en el que, al abrirlo la doctora, hay…



No hay comentarios:

Publicar un comentario